Este 2019, el programa en valores de la iglesia católica Campaña Infantil tiene como lema “La Familia Hondureña Cuida, Alimenta y Educa en Valores”. Fue presentada a los medios de comunicación en conferencia de prensa por el padre Juan Fernando Serrano, responsable de pastoral educativa y la profesora Rosa Maradiaga coordinadora de campaña.

El presbítero Juan Fernando Serrano dijo que la campaña infantil es un programa de educación en valores que la Iglesia Católica ha puesto al servicio de los educadores desde hace 41 años, con el objetivo de ayudar a los docentes en la formación integral de los valores en los niños. El material es preparado por voluntarios; luego es facilitado a los centros educativos donde se desarrolla la campaña que tiene como prioridad inculcar y rescatar los valores en los niños y jóvenes.

La campaña no quiere presentar a la familia como un valor más, sino como una escuela de valores donde subrayamos la misión educadora de la familia cuya función es fundamental en el proceso de humanización de la persona, por lo tanto, no deja entonces de ser importante formar en valores, una tarea necesaria y muy urgente especialmente en los tiempos que nos toca vivir, concluyó el padre Juan Fernando.

La profesora Rosa Maradiaga, coordinadora de Campaña Infantil dijo que durante siete semanas los equipos de animación pondrán en marcha el programa educativo que este año tiene como slogan “La familia es una escuela donde aprendemos el valor de caminar todos juntos unidos por el amor”

Rosa Maradiaga destacó que campaña infantil inició en la diócesis de San Pedro Sula pero que hoy está presente en la diócesis de La Ceiba, Santa Rosa de Copán, Trujillo, Olancho, la arquidiócesis de Tegucigalpa, Comayagua, Yoro y Choluteca.

Símbolo de la campaña Infantil 2019

El símbolo de la campaña este año es Tic-Tac, un reloj que nos ofrece la posibilidad de penetrar como objeto propio de hogar, en la vida de la familia. Su condición permite relacionarlo con el tiempo de que una familia dispone para convivir, para trabajar, para estudiar, para descanzar, para alimentarse. Nos recordará la hora en que nacimos al celebrar la vida  en los cumpleaños. Su fidelidad a las horas y los días nos recuerda el valor de la honestidad, la verdad y los hábitos de respeto hacia los demás como es la puntualidad.