En el mes del “Matrimonio y la Familia “compartimos un testimonio de una pareja a quienes Dios les ha concedido sacar adelante a sus 6 hijos, formando una familia para el servicio de Dios en el  Movimiento Familiar Cristiano. Huberto Boquín Ordóñez y Gloria del Carmen Montoya Aguilar han sido nombrados por 3 años como coordinadores del Equipo Diocesano de San Pedro Sula.

Buen Amigo ¿Cómo se conocieron?

Gloria del Carmen Montoya Aguilar: Como dice una canción bailando, bailando. Nos vimos en lugar muy famoso de San Pedro Sula, allí comenzó nuestra primera impresión en el mes de junio 1986. Éramos muy buenos amigos, él estaba en la Naval en Puerto Cortés y yo trabaja en esta ciudad,  luego pidió que fuera su novia y así  empezó nuestro noviazgo, nos casamos el 17 de septiembre de 1987. Y pues cada día más enamorada  de un hombre que me ayuda a ser mejor y a servirle a nuestro Señor, somos una pareja comprometida a dar lo mejor cada día, bajo de guía de Dios.

BA: ¿Cómo llegaron al camino de Dios?

GCMA: Llegamos a la gracia de nuestro Señor a raíz de la muerte de mi hermana, mis dos hijos mayores Loany  y Jorge son mis sobrinos, pero sus padres fallecieron y quedaron en nuestro hogar como nuestros hijos. Ellos desde muy pequeños se miran y se siente una sola familia, no fue fácil pero no imposible, ese momento de dolor fue el que nos hizo acercarnos a la iglesia como familia, íbamos todos a la eucaristía con tanto niño que era algo tan bonito, ver de qué manera tanto ellos y nosotros sus padres perseverábamos en este maravilloso mundo.

BA: ¿Cómo era sus vidas antes?

Huberto Boquín Ordóñez: Una gran pregunta, era una vida sin sentido, vacía, llena de orgullo, de resentimientos, con una competencia absurda de medir fuerzas y en medio de todo esto nuestros 4 hijos mayores, entramos al Movimiento Familiar Cristiano con un retiro muy especial que lo hicimos 2 y 3 abril 2005. Así comienza a trabajar Dios en nosotros el deseo de ser otros y allí se da el inicio a esta gran etapa de nuestras vidas, a formarnos  para ser evangelizados  para luego evangelizar.

BA: ¿Háblenos sobre sus hijos y su preparación?

GCMA: Nuestros hijos son Loany Aracely 34 años, casada, Licenciada en Administración de Empresas, Jorge Alberto, 30 años, Bachiller en Hostelería y Turismo,  Hubert Edgardo, casado, 30 años, pasante de Ingeniería Eléctrica, Alex Orlando, casado, 26 años, Técnico en Mecánica Automotriz, Rommel Eduardo 22 años, soltero, pasante de licenciatura en Informática, Walter Armando 18 años, soltero, pasante de Licenciatura en Informática administrativa. Tenemos actualmente 4 nietos varones Alessandro, Adrián, Haziel y Aarón.

BA: ¿Cuál ha sido el servicio que han desarrollado en el Movimiento  Familiar Cristiano?

HBO: Comenzamos en el MFC en el 2005, formamos parte de un equipo por 3 años luego comenzamos un equipo ya siendo los promotores de ellos, se llamaba Querubines del Señor, luego otro que se llamó Jardín de Dios. Hemos servido como Promotores de Zona en Sps y el sector de Choloma (Sector López) y comenzamos grupo en la colonia Planeta, tuvimos la oportunidad de ser parte del Equipo Coordinador Nacional por 2 periodos y estuvimos en el Equipo Coordinador de la Diócesis de San Pedro Sula. Actualmente nos juramentaron como Coordinadores del Equipo Diocesano de San Pedro Sula, por 3 años, servimos en la parroquia con Catequesis Matrimoniales Y donde nos llamen a servir, sabemos que Dios es quien nos manda a ser.